Ha llegado el momento más esperado por una futura esposa. Es la víspera de la ceremonia y todos los preparativos deben estar listos. La iglesia, la cantidad de los invitados, los anillos, las bebidas, la comida, la música que animará nuestra gran fiesta. No podemos esperar más. El detalle que no puede pasar desapercibido es el traje de Novia. Ese es el verdadero protagonista del evento. Por eso, te traemos consejos para que puedas elegir un vestido de Novia.

Tips para Elegir un Vestido de Novia

El momento más esperado está por llegar. Todo debe estar listo y muy bien planificado. Es un momento único en la vida. No podemos dejar de pasar ningún detalle. Sin embargo, recordemos que el principal protagonista de la noche no es la comida ni el festín. Es nada más y nada menos que el Traje de Novia. Por esto, tiene que ser elegido con tiempo, a tu gusto y de acuerdo al tipo de celebración.

Te vamos a dar varios datos importantes a tomar en cuenta al momento de elegir el vestido de novia. Esto es muy importante para que sientas seguridad y algo de tranquilidad, al momento de escoger el vestido de tu preferencia.

El Vestido debe Llevar tu Personalidad

Cuando vayas a elegir  un vestido de novia, no puedes olvidar que este te representa; por tanto, busca uno que se parezca a ti. Si eres romántica, clásica, si eres moderna o prefieres algo Vintage. Si eres sexy y no quieres dejar de llevar tu estilo propio en tu atuendo, pues debes tomarlo en cuenta.

Recuerda que cuando te vean, el vestido debe ser parte de ti. Que realmente, lo sientas como tuyo. Esto te ayudará a llevarlo con orgullo, con elegancia, con comodidad.

La Tela del Vestido

Esto es muy importante al momento de elegir un Vestido de Novia, puesto que es lo primero que verás cuando te veas en el espejo. Es muy importante que el tejido se parezca a ti, que sientas que refleja lo que eres y lo que deseas en un atuendo. No solo eso, recuerda que pasarás horas con él; así que debes escoger una tela que sea cómoda y no te cause molestias, irritaciones u otras incomodidades.

En la actualidad hay mucha variedad en cuanto a la elaboración de los trajes de novia. Los tiempos han cambiado, así que las opciones son muchas, incluyendo lo clásico, que no puede faltar.

El Color Según el Tono de tu Piel

En muchos casos, el color que deseamos no es la mejor combinación cuando lo colocamos encima de nuestra piel. Como ya te comentamos, en el mercado existen muchas opciones, no solo en relación al tipo de tela, sino al color. Puedes elegir un vestido de novia de color clásico (blanco o beige) y dentro de ellos, hay una gama de tonalidades. Pero no solo esto. Hay en día hay novias que quieren otros tonos mucho más fuertes y totalmente distintos a estos (azul, verde, rosa y hasta negro). Lo más importante es que, sea cual sea el color, este vaya con tu tono de piel, que la resalte, que le de vida, luminosidad. Pero lo más importante es que te encante.

La forma de tu Cuerpo

La idea es que cuando vayas a elegir un vestido de novia, se resalten los atributos que tienes. Recuerda que es un momento único y tus cualidades deben ser resaltadas. Hay miles de estilos y formas. Lo primero que debes hacer es asesorarte en cuanto a la forma de tu cuerpo. Estar segura qué tienes más y qué no tienes mucho. Esto te servirá para escoger el tipo de vestido que resalte lo que más te gusta de tu cuerpo.

Ahora que ya sabes qué hacer para elegir un vestido de novia, no dejes de compartir este post con tus amigas.

Valora este contenido

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here