Cómo hacer que los clientes de tu restaurante vuelvan

En la industria de restaurantes, debes aplastar a tus competidores. Y es así, ya tengas un restaurante con flamenco en Barcelona o con sardanas en Málaga. En la economía actual, es difícil para los restaurantes obtener ganancias y sobrevivir. Por ello, es importante que tengas algo de experiencia en la industria de los restaurantes para entender qué se debe implementar en tu restaurante. Si no tiene esa experiencia, contrata personas que puedan aportarla.

Los comentarios de tus clientes sobre tu restaurante son cruciales para el éxito. Después de todo, ¿cómo vas a saber si tu personal está haciendo las cosas bien, a menos que alguien las esté observando? Tus clientes ven y oyen todo mientras están en tu restaurante. Y esto puede tener un gran impacto, sea positivo o negativo.

Para asegurarte el retorno de un cliente, debes cuidar, como mínimo, lo siguiente:

Cocina

Si se ve algo desde el exterior, debe estar limpia y, preferiblemente, decorada de manera atractiva. Además, los comensales no deben escuchar las conversaciones de los cocineros.

La comida debe estar bien hecha y siempre caliente. Además, no podemos dejar que se nos acabe un artículo del menú.

Baños

Siempre, limpios. Debe haber papel suficiente, o toallas, y jabón de manos. También debe estar bien indicada su ubicación a lo largo de todo el restaurante.

Comedor

Las mesas deben estar limpias, así como el suelo. Del mismo modo, no debe haber manchas visibles en manteles ni alfombras.

Servicio

De un buen servicio, se espera que los camareros conozcan el menú, que sean amables con los comensales y que puedan hacerles recomendaciones en función de lo que pidan. Además, deben prestar atención a los clientes cuando éstos los llamen, y no hablar entre ellos de manera que el cliente se sienta ignorado o escuche conversaciones privadas.

Muchos restaurantes deciden contratar a mystery shoppers para que alguien pueda hacer una valoración exhaustiva del servicio y, en general, de todo lo que encontraremos en el local. Pero lo cierto es que las opiniones de los clientes, que pueden verter en Internet, también nos resultarán muy útiles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *