Con la llegada del invierno, la aparición de humedades en el hogar está a la orden del día, especialmente en aquellas viviendas antiguas que no toman las medidas de precaución necesarias. Y en este post te vamos a mostrar una serie de consejos para evitar las humedades en el hogar para esta época de otoño–invierno.

Llega el invierno, y con él, las humedades al hogar. Y es que son muchas las personas que durante el invierno sufren las humedades en sus viviendas, especialmente cuando están cerca de lugares costeros o ríos, donde los niveles de humedad acostumbran a ser más elevados.

Cuando las humedades han hecho acto de presencia, la mejor solución es contratar una empresa especializada como Pinturas Gomesur, que es un referente en la provincia de Sevilla, en cuanto a impermeabilizaciones de cubiertas y pinturas, ya que el daño estará hecho y necesitarás contar con la ayuda de profesionales que puedan reparar el problema.

Pero antes de que aparezca el problema, hay una serie de consejos que te ayudarán a prevenir y evitar las humedades en el hogar, que a continuación vamos a compartir contigo. 

Utiliza pinturas impermeabilizantes

El primer consejo es utilizar pinturas impermeabilizantes para prevenir problemas de humedades, ya que este tipo de pinturas cuentan con unas condiciones que permitirán aislar los muros interiores de la vivienda, combatiendo las humedades, así como la aparición de moho o malos olores.

En Pinturas Gomesur son especialistas y cuentan con una gran experiencia en la realización de impermeabilizaciones Sevilla, además de contar con una amplia variedad de pinturas impermeabilizantes con las que ya no tendrás que preocuparte por las humedades.

Reduce el número de plantas

No hay duda de que las plantas suelen quedar de forma genial en las casas y permiten dar un salto de calidad a la decoración. Pero lo que mucha gente desconoce es que las plantas aumentan los niveles de humedad, especialmente en el interior, por lo que si tienes problemas de humedad en casa, deberías reducir la cantidad de plantas.

Utiliza deshumidificadores

Si en tu hogar se dan altos niveles de humedad, utiliza deshumidificadores para combatir la humedad. Son aparatos muy eficaces que con tan solo un par de horas de uso diario, reducirán la humedad de un modo muy eficaz, ayudándote a reducir los riesgos de humedades.

Instalar extractores de aire en el cuarto de baño

El cuarto de baño es la estancia del hogar donde se dan los niveles de humedad más elevados y donde más suelen aparecer las humedades. Por ello, es altamente recomendable instalar un extractor de aire en el baño, ya que ayudará a reducir el vapor de agua provocado al ducharnos, aspirando el aire del ambiente y expulsando el mismo hacia el exterior.

Cuidado con la calefacción

Con el frío llegamos a casa y lo primero que hacemos es enchufar la calefacción, lo que puede ser un riesgo ante las humedades, ya que el aire caliente de la calefacción aumenta los niveles de humedad en el hogar.

Por ello es recomendable reducir el uso de la calefacción en invierno, y cuando se use, no hacerlo a una temperatura superior a 26 grados.

Abre las ventanas

Es cierto que con el frío es complicado, pero abrir las ventanas y ventilar el hogar reducirá los niveles de humedad, siendo de gran ayuda a la hora de prevenir la formación de humedades dentro de casa, ya que la humedad saldrá hacia el exterior, y al mismo tiempo, entrará aire puro y seco en el interior de la casa.

No tiendas la ropa dentro de casa

La ropa mojada aumenta los niveles de humedad enormemente, por ello siempre que sea posible, es recomendable no tender la ropa dentro de casa, ya que de este modo podremos ahorrar niveles de humedad innecesarios. De hecho, si te lo puedes permitir, lo mejor será secar la ropa en una secadora, ya que de este modo no correrás ningún riesgo. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here