barcelona alquiler silla de ruedas obstaculos

¡Disfruta de Barcelona sin obstáculos!

Es de dominio público que Barcelona es una ciudad adaptada para todos aquellos con movilidad reducida. La ciudad condal es perfecta para disfrutar como turista si usas una silla de ruedas o un scooter motorizado. Durante mucho tiempo, Barcelona es vista como un destino amigable para sillas de ruedas.

Calles y aceras

En general las superficies de las calles se encuentran en buen estado y son amplias principalmente en las zonas turísticas. Todos los rincones de las calles tienen bordillos con rampas a nivel de carretera que facilitan el cruce de calles y avenidas, sin embargo, no todas estas rampas cumplen con las medidas y los estándares de la Unión Europea por lo que los gradientes varían. Aunque pocos usuarios de silla de ruedas serán desafiados excesivamente por estas pequeñas variaciones.

Transporte público.

En Barcelona todos los autobuses están adaptados para sillas de ruedas. Todos los autobuses cuentan con una zona dedicada especialmente para sillas de ruedas, además de contar con rampas para facilitar tanto la subida como la bajada. Además, cabe recalcar que el transporte público es una de las formas más convenientes para moverse por la ciudad.

Actualmente, cerca del cincuenta por ciento del sistema subterráneo del Metro está adaptada para los usuarios con sillas de ruedas. Este es un trabajo en progreso y siempre está mejorando. Algunas líneas son mejores que otras. Por ejemplo, la línea lila está adaptada al 100% mientras que la línea roja está parcialmente adaptada. La línea amarilla no es la mejor por el momento, y lo mejor es evitarla.

Si planea utilizar un tren para dirigirse fuera de Barcelona esto requiere una planificación más avanzada. Dependerá mucho de la estación de la que sales y a la que llegas. Lo mejor es llamar a RENFE antes de hacer el viaje y consultar si tu destino final está adaptado para sillas de ruedas.  Normalmente le pedirá que llegue a la estación 30 minutos antes de que el tren salga. Esto les dará la oportunidad de llamar a la estación donde se desplaza para que tengan preparado el lugar y ayudarte a bajar del tren.

Las sillas de ruedas y los scooters de movilidad permiten que los visitantes discapacitados y adultos mayores puedan disfrutar de fácil acceso a los viajes de Barcelona entre lugares turísticos como la Catedral de Barcelona, Las Ramblas y el Museo Picasso. Los alquileres de scooter movilidad de Barcelona cuestan desde 322 € por semana. El Alquiler silla de ruedas Barcelona manuales van desde € 235 por semana, y de las sillas de ruedas motorizadas eléctricas desde € 331 por semana. Los gastos de envío y recogida podrían estar incluidos para los destinos en el centro de la ciudad de Barcelona.


Deja un comentario