Las bebidas alcohólicas en todo el mundo suelen estar reguladas para las actividades en las que se pueda poner en riesgo la vida de las personas. Para esto existen leyes que regulan el uso del alcohol que evitan las alteraciones de la capacidad motora de los ciudadanos.

Leyes y regulaciones sobre ingesta de alcohol

En España, la cantidad de sustancias alcohólicas permitida para los conductores está por debajo de los 0.60 miligramos. En caso de que  un conductor mantenga la cantidad de alcohol igual o por debajo de la norma, igualmente es causa de juicio por poner en riesgo la integridad física de otras personas, ya que cualquier cantidad de ingesta de alcohol altera los reflejos y capacidad motora del individuo poniendo en riesgo la vida de terceros a su paso.

Los servicios de derecho sobre alcoholemia para garantizar la integridad de los conductores y resolver problemas legales de manera oportuna, se encuentran disponibles en una amplia selección de profesionales de la región.

Respecto a esto, la función de un abogado alcoholemia Alcala de Henares será asesorar al conductor sobre sus derechos y mostrándole las vías para ejecutar la defensa de la manera más satisfactoria posible, indicando lo siguiente:

  • La pena ante un delito por conducir bajo los efectos del alcohol solo atañen directamente al conductor y no a los acompañantes. Los  mismos quedan libres de sanciones penales se encuentren o no bajo los efectos del alcohol.
  • Si el conductor presenta una tasa de alcohol entre 0.40 mg y 0.60 mg  por litro de sangre, deberá realizarse pruebas extras para determinar o comprobar su estado.
  • Aunque el conductor esté por debajo de 0.60 mg, no queda exento de medidas penales y sanciones administrativas, sin embargo esta cantidad de sustancias alcohólicas en la sangre supone un proceso judicial menor.

Prueba de Alcoholemia

La metodología básica para realizar la medición de alcoholemia consiste en la aplicación de dos pruebas consecutivas para determinar el estado real del individuo.

  • El conductor será expuesto a una primera prueba de alcoholemia en la cual se practica la medición de la cantidad de sustancias alcohólicas en la sangre para hacer un primer hallazgo.
  • Para la segunda prueba se espera al menos diez minutos, esta consiste en un test consecutivo para certificar los resultados haciendo comparación entre el primero y este último, para corroborar y definir el estado en la que se encuentra el conductor y su proceso legal.

Sanciones y penalizaciones

Conducir bajo los efectos del alcohol es un hecho en la cual no es necesario que haya sucedido un accidente, pero su acción hace que se ponga en riesgo la integridad física de otras personas para que se defina como delito, además de que el conductor es consciente de que se encuentra bajo los efectos del alcohol.

Como se mencionó, en España existen servicios de derecho penales sobre la alcoholemia con amplia experiencia de casos legales. Un abogado alcoholemia Torrejón de Ardoz será capaz de llevar a cabo negociaciones convenientes que permita a los conductores obtener el éxito total en la mayoría de los casos.

Las penas sobre los delitos de Alcoholemia cuando el individuo es hallado culpable varía desde la condena en prisión de 3 a 6 meses y multas de 6 meses a 1 año y servicios comunitarios de 31 días a 90 días, además de la suspensión de la licencia de conducir de 1 a 4 años.  

Si en el juicio el conductor resulta culpable, tiene acceso a una rebaja de pena hasta un tercio de la condena. Las negociaciones consisten en llevar a cabo los pasos apropiados que le otorgan beneficio al conductor en el juicio.

Esto aplica cuando el conductor no excede las pruebas de aire espirado en más de un 0.60 mg, de lo contrario la condena conducirá a otorgar antecedentes penales que alteran la hoja de vida del individuo.

Valora este contenido

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here