Llega el buen tiempo y es el momento ideal de organizar tu tiempo libre porque cuando el calor aprieta, es cuando uno quiere disfrutar cada uno de ellos y poder darse un buen chapuzón en la piscina. Si, además esa piscina está en tu propia casa mucho mejor, así te ahorras desplazamientos y un horario específico que tienes que respetar. El mayor problema que puedes encontrarte es el espacio donde la vas a colocar porque una piscina de dimensiones grandes a veces resulta complicado tener. Sin embargo una gran opción para tener una piscina en casa son las piscinas desmontables como las piscinas intex o piscinas gre porque tienen precios económicos y tamaños para casi cualquier lugar, desde las más pequeñas hasta las de más de 8 o 9 metros de largo.

colchoneta piscina de verano

Ventajas de tener una piscina desmontable en casa

Una piscina desmontable se instala sin realizar obras en el suelo, simplemente se necesita que el terreno esté nivelado y sea firme. Pero no hace falta excavar como si fuera una piscina de obra o una piscina enterrada, por lo que el ahorro en ese sentido es considerable. Además este tipo de piscinas suelen venir equipadas con lo necesario para su funcionamiento como escalera y filtro, con lo que no tendrás tantos quebraderos de cabeza para ver qué es lo que más necesitas y cuentan con una buena relación en lo que a calidad-precio se refiere. Hay algunos modelos que incluyen otro tipo de accesorios como las cubiertas o el tapiz de suelo por lo que debes asegurarte qué es lo que incluye por si quieres conseguir esos accesorios aparte.

En cuanto al tema de la instalación de la piscina, si eres mañoso con el tema de bricolaje, montar las piscinas intex o las gre no te va a costar mucho esfuerzo, solo hay que seguir las instrucciones que facilita el fabricante y ayudarte de una o dos personas más, dependiendo del tamaño que hayas elegido. El tiempo de montaje depende del tamaño y modelo elegido, por norma general en cuestión de dos o tres horas la piscina está lista para poder usarse. Si tienes una piscina intex, suelen montarse y desmontarse cada temporada, esto lo puedes verificar en el manual que vienen junto con la piscina. Por el contrario, las piscinas Gre o las piscinas Toi que son similares a las anteriores, no se desmontan durante el inverno por lo que deberás seguir las instrucciones para el mantenimiento de estas en la época de frío.

Por otro lado, hay piscinas desmontables que tienen repuestos de algunas partes de la piscina, así en caso de que se necesite en un futuro, solo hay que buscar las piezas para el modelo y marca que tienes.

Mantenimiento de una piscina desmontable durante el verano

Una vez que esté montada la piscina y se llene hay que tratar el agua con productos específicos dependiendo del tipo de piscina que hayas elegido. Tanto las piscinas intex como las piscinas Gre tienen el interior de liner o forro por lo que lo debes comprar productos químicos aptos para estos modelos y añadir las cantidades indicadas en el bote o caja del producto. Además tienes que filtrar el agua para limpiarlo de las partículas de polvo, pequeñas ramitas o piedras que puedan quedar en el fondo.

Una opción que recomiendan los fabricantes es ponerle a la piscina una cubierta de modo que siempre que no se use esté tapada. Hay cubiertas específicamente para la temporada de invierno y otras específicas para el verano que se suelen llamar isotérmicas. Al igual que el resto de los accesorios, hay un modelo por cada piscina por lo que deberás escoger el indicado para que encaje perfectamente.

Valora este contenido

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here