led indoor

Los cultivos de interior requieren los mejores cuidados. Conviene proporcionar un riego adecuado, un ambiente estable y, sobre todo, una iluminación que beneficie en todo momento a las plantas. Actualmente, se pueden encontrar en el mercado diferentes formatos, pero seguramente nos habrá surgido en más de una ocasión la siguiente cuestión, ¿cuál es el mejor LED para indoor?

Ha llegado el momento de salir de dudas y obtener los mejores resultados; por eso, es importante escoger los paneles LED para cultivo y mejorar, así, el rendimiento. En este artículo podrás descubrir algunos consejos útiles para hacer la elección más adecuada.

El tamaño, la forma y el número de plantas

Antes de adquirir un panel hay que valorar el número de plantas que se tienen y sus dimensiones. Si tienes un espacio amplio, se puede escoger el formato 200 x 200 centímetros para las que están en fase de crecimiento y 150 x 150 centímetros para las de floración, con una potencia que llega a los 480 W. Un caso en particular es el nuevo Aura Solux. Lo más destacable es que no sufren con la humedad, ya que tienen un revestimiento protector.

En el caso de que tengas únicamente una planta de tamaño reducido, hay paneles más pequeños de 250 W que ofrecen capacidad de adaptación. Un claro ejemplo es el Solux Titán, que dirige la luz de forma directa y no abulta demasiado si lo queremos llevar de viaje. Además, el precio no es tan abultado como en el caso anterior. De todas formas, cualquiera de los dos ejemplares es productivo y se amortiza el gasto en pocos cultivos.

El modelo económico y de buena calidad

El hecho de señalar el mejor LED para indoor puede resultar algo difícil, teniendo en cuenta que existe un stock muy amplio. Las variedades son múltiples, pero todos realizan la misma función. En este caso, es preciso señalar el Attis Lumatek, apropiado para el período de floración. Difunde una luz intensa pero sin dañar a las plantas, con una potencia de unos 300 W.

Abarca una cobertura considerable y proporciona un resultado realmente interesante, obteniendo un rendimiento de calidad que se notará cuando realices varios cultivos. Además, tiene un aspecto diferenciador con otras marcas: el precio es bastante económico sin olvidar que se está disponiendo un recurso que va a enriquecer la producción.

Los paneles de última generación

Uno de los paneles que mayor reconocimiento está adquiriendo en la actualidad es el Galaxy Pro, de 630 W. Se conforma por diferentes tubos de luz que abarcan un espacio amplio y con cierta direccionalidad. En ningún momento hay que dudar de este tipo de luces, no van a ocasionar daños ni imperfecciones. En realidad, proporcionan todo tipo de beneficios.

Por otro lado, merece la pena destacar que esta tipología puede disponerse en paredes laterales. En otras palabras, posee un sistema de adaptación a cualquier parte. Además, es apropiada para cualquier momento en el proceso de crecimiento, lo que va a requerir distintos grados de potencia según el momento en que se encuentre el cultivo

Nuestra puntuación
¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)